En bodas de oro, Acosemillas impulsa uso de semillas de buena calidad.

La buena calidad en la producción y la legalidad en la comercialización de semillas, se constituyen en los grandes desafíos que enfrenta el sector agropecuario y la principal batalla que libra la Asociación Colombiana de Semillas y Biotecnología (Acosemillas), que por estos días cumple 50 años de existencia.

El gremio llega a las bodas de oro tras muchos esfuerzos en la defensa y “consolidación del reconocimiento de las semillas de calidad para la siembra, como factor determinante en el desarrollo eficiente y productivo de una agricultura rentable y sostenible, dentro de las cadenas productivas”, afirmó el Gerente General de Acosemillas, Leonardo Ariza.

La Asociación, que reúne a las compañías nacionales y multinacionales productoras del insumo esencial para la producción agrícola, mediante múltiples iniciativas, busca contribuir a garantizar la seguridad alimentaria en el país a partir de un mayor uso de semillas certificadas. “Es por esto que esperamos poder continuar fortaleciendo y creciendo la unidad gremial en nuestro país, así como los lazos con las redes internacionales”, agregó el directivo.

Así mismo, el Gerente de Acosemillas, afirmó que “el respeto por los derechos de los obtentores es la base fundamental para el estímulo de la investigación y desarrollo de nuevas variedades, capaces de adaptarse a las condiciones cada vez más adversas de clima, plagas y enfermedades, variedades más productivas para los agricultores, ya que garantiza el desarrollo de semillas de mayor resistencia y calidad”.

Al plantear los desafíos del sector productor de semillas, Ariza consideró que “tenemos un problema muy grave en Colombia y es la ilegalidad, representada en diferentes modalidades como la piratería, la falsificación y la adulteración, entre otras”.

Ante este panorama, que se presenta prácticamente en todas las regiones productoras, “la Asociación ha insistido en la necesidad de establecer medidas de control eficaces e incentivos para la utilización de semillas certificadas”, afirmó.  

Las empresas productoras y comercializadoras de semillas, conmemoran 50 años de trayectoria del único gremio de semillas que promueve y defiende todos los avances en investigación y desarrollo de nuevas variedades.

Los avances científicos alcanzados con la biotecnología y las nuevas técnicas de mejoramiento vegetal ayudan a tener semillas más resistentes a plagas y enfermedades, así como tolerantes al cambio climático.

Lo anterior, a través del respeto por los derechos de los obtentores, el estímulo al mayor uso de semillas de calidad, brindando capacitación e información relevante sobre los avances tecnológicos en semillas y los beneficios de las semillas certificadas para la competitividad del sector agropecuario y para mantener el estatus sanitario del país. 

Colombia se rige por el Convenio de la Unión Internacional para la Protección de las Obtenciones Vegetales (Acta 78: UPOV). Este convenio está íntimamente vinculado a los compromisos de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre los Aspectos de Propiedad Intelectual relacionados con el comercio (ADPIC).

 

Además, en el marco del Acuerdo del Pacto Andino de Naciones, Colombia incorporó a la legislación nacional el Régimen Común de Protección de los Derechos de los Obtentores de Variedades Vegetales, mediante la Decisión Andina 345 del 21 de octubre de 1993. Esta Decisión, al ser de carácter supranacional, prima sobre las normas nacionales y otras de carácter internacional sobre la materia.  Acosemillas está conformado por 10 compañías nacionales y multinacionales que producen semillas de óptima calidad y cumpliendo todos los estándares legales. Son ellas: Agrosavia, BASF, Bayer, Corteva, Econnabis, Organización Pajonales, Panorama, Semillano, Syngenta y Unipalma

Deja un comentario

pendik escort kartal escort sex hikaye